sábado, agosto 30

Primer Aniversario de FFI

por Heraclio ASTUDILLO-POMBO, Dept. Medi Ambient i Ciències del Sòl. Universitat de Lleida

Finaliza el mes de agosto... ¡Se acaban las vacaciones veraniegas! Ergo...hay que volver a currar


Pero estamos contentos porque, también, vamos a celebrar el primer aniversario del blog: FOLKLORE DE LOS FÓSILES IBÉRICOS.

¡Ya hemos cumplido 365 días, en la blogosfera, intentando crear y divulgar contenidos, específicos, de la paleontología cultural y la etnopaleontolgía, ibéricas!
 
Nuestra satisfacción es bastante considerable, pues no siempre las condiciones ambientales resultan muy favorables para compaginar las obligaciones laborales, las opciones profesionales, los compromisos familiares y las reuniones sociales, con otras actividades no remuneradas, ni tan prioritarias

Nuestra (in)justificada euforia nos empuja a querer compartir con nuestr@s lectoras/es la sana alegría que brota de nuestro interior al ser conscientes de que, a pesar de las muchas dificultades ambientales, el proyecto investigador y divulgador ha sobrevivido, la metodología investigadora se ha depurado bastante, el investigador ha aprendido mucho y los resultados de todo ello resultan bastante estimulantes

Así es que, por todo lo dicho y "de motu propio", hemos decidido celebrar el balance positivo de estos primeros 365 días, con tod@s nuestr@s amig@s y conocid@s, de una manera amistosa, sencilla, fácil, barata y autogestionada, recurriendo a la colaboración de You Tube.

Puesto que se trataba de celebrar un cumpleaños, nada más sencillo, apropiado y conveniente que visionar unas pequeñas bromas audiovisuales que aunque no tienen casi nada que ver con la temática del blog, los tres vídeos están relacionada con el tipo de conmemoración de hoy. Se trata de tres versiones, aptas para todos los públicos, del típico Happy Birthday to you ! 












lunes, agosto 18

Grandes huesos fósiles y gigantes imaginarios (4)

Por Heraclio Astudillo Pombo. DMACS-UdL


Gigantes en el Próximo Oriente (2)


La perspectiva paleontológica sobre los gigantes bíblicos

Los restos esqueléticos, procedentes de los cadáveres de megafauna mamífera (animales vertebrados, terrestres o acuáticos, de más de 1000 kg. de peso), del Cenozoico y del Cuaternario, conservados por fósilización, seguramente proveyeron, de grandes huesos, a los primeros descubridores de la Antigüedad que, únicamente, provistos de conocimientos míticos, recogidos por su tradición sagrada, sólo pudieron interpretarlos como "huesos de gigantes". Posiblemente, aquellos supuestos "huesos de gigantes", en realidad, solo se trataba de los mismos tipos de grande restos óseos que han sido encontrados, por los paleontólogos modernos, en excavaciones realizadas en la época contemporánea, es decir, durante los siglos XIX y XX que identificados, científicamente, siempre han resultado ser los huesos de grandes mamíferos prehistóricos.

Aspecto característico de un esqueleto completo y articulado de Gomphotherium. Senckenberg Museum de Frankfurt  
Imagen: Wikipedia

Hoy en día, se dispone de un catálogo de la megafauna de mamíferos terrestres, del Plioceno y del Pleistocena, perfectamente identificada a partir de los múltiples hallazgos, de grandes huesos, desenterrados por las excavaciones, contemporáneas, efectuadas en diversos yacimientos paleontológicos que están situados en lugares que hoy día están incluidos dentro de los límites de los actuales estados de Israel, Líbano y Jordania, que se corresponden con el territorio que ocupaba la antigua Palestina bíblica y que fue explorado por los israelitas durante sus migraciones, hace miles de años.

Aspecto característico de un esqueleto completo y articulado de Deinotherium . Museo Löwentor de Stuttgart
Imagen: Wikipedia

Los grandes huesos que inspiraron las antiguas leyendas hebreas, sobre las diversas razas de gigantes que habitaban la Tierra Prometida y sus alrededores, posiblemente, tuvieron como causa huesos idénticos o muy semejantes a los que han sido hallados, en época reciente, por los paleontólogos que han prospectado y excavado esos territorios.
Aspecto característico de la replica artificial, a escala 1/3, de un esqueleto completo y articulado de Stegodon. Feria de Fósiles y Minerales de Tucson.

Imagen: Treasures of the Earth Ltd

Según las conclusiones a las que ha llegado Adrienne Mayor, historiadora de la antigüedad y folklorista clásica, con la ayuda de paleontólogos actuales y que expresa en su famoso libro The Firts Fossil Hunters, (p.257-258), los mitos antiguos, clásicos, sobre gigantes y grandes monstruos, originados en los países ribereños del Mediterráneos que fueron muy conocidos en la antigüedad, pueden correlacionarse, perfectamente, con la fauna prehistórica.

Aspecto característico de un esqueleto completo y articulado de Mammuthus meridionalis Muséum national d'Histoire naturelle de Paris
Imagen: Wikipedia

La  información paleontológica, actual, permite corroborar la afirmación de Adrienne Mayor, mediante multitud de datos paleontológicos acumulados en los últimos 100 años, muchos de los cuales pueden ser consultada en diversas publicaciones, científicas, que se encuentran depositadas en bibliotecas universitarias y centros de investigación. Informaciones que han sido complementada con las explicaciones y comentarios, recibidos de paleontólogos, de reconocido prestigio, mediante encuentros o de comunicaciones personales, obtenidas por medios electrónicos.

Aspecto característico de un esqueleto completo y articulado de Coelodonta antiquitatis
Imagen: Wikipedia

Al relacionar los lugares donde, antiguamente, se citaba la existencia de gigantes por los relatos míticos de la Torá hebrea o de la Biblia cristiana, con los lugares en los que, modernamente, se han realizado excavaciones en las que se han producido hallazgos paleontológicos, de grandes huesos, resulta más que evidente que los grandes restos esqueléticos de grandes mamíferos terrestres, miocenos, pliocenos, pleistocenos y holocenos, encontrados recientemente en diversos lugares de lo que fueron territorios de la antigua Palestina bíblica, habrían sido los responsables de las fantasiosas interpretaciones, míticas, creadas por los antiguos israelitas.

Aspecto característico de un esqueleto completo y articulado de Ursus spelaeus,  junto a un hombre, compárese el tamaño relativo de ambos
Imagen: Ursus Spelaeus din România

Los grandes huesos fósiles hallados, durante los últimos cien años, en diversos lugares de , es decir en lo que fue la antigua Palestina bíblica, se corresponden con las siguientes grupos y especies zoológicas:

- Proboscidios de diversas especies:
- Gonfoterios (Gomphotherium sp.), del Mioceno-Plioceno;
- Dinoterios (Deinotherium sp.), del Mioceno-Pleistoceno
- Estegodontes (Stegodon sp.), del Plioceno-Pleistoceno
- Mamuts de bosque o sureños (Mammuthus meridionalis), del Pleistoceno
- Mamuts lanudos o de la tundra (Mammuthus primigenius), del Pleistoceno
- Mamuts de las estepas (Mammuthus trogontherii), del Pleistoceno
- Elefantes primitivos (Elephas (Palaeoloxodon) planifrons) del Plioceno-Pleistoceno
- Elefantes asiáticos (Elephas maximus), del Holoceno.

Toda las especies de proboscidios, citadas anteriormente, además de vivir en épocas prehistóricas diversas, diferentes lugares, también vivieron bajo condiciones climáticas y ecológicas distintas.

Gráfico en el que se muestran, por medio de siluetas coloreadas, el aspecto y el tamaño de diversos géneros de proboscidios, en comparación con las dimensiones de un humano, silueta negra situada a la izquierda.
Imagen: http://en.wikipedia.org/wiki/Stegodon
- Rinocerontes lanudos (Coelodonta antiquitatis), del Pleistoceno;
- Hipopótamos comunes (Hippopotamus amphibius), del Holoceno;
- Osos de las cavernas (Ursus spelaeus), del Pleistoceno;
- Uros o bueyes gigantes (Bos primigenius), del Holoceno.

Aspecto característico de un esqueleto completo y articulado de Bos primigenius. Los 3 círculos coloreados indican los puntos de impacto de flechas, prehistóricas, por las marcas características en los huesos de las costillas.
Imagen: Wikipedia



 Fuentes:

- Bandeson, Jean. 1998. Gigantes en la Tierra, en Gabinete de curiosidades médicas. México. Editorial Siglo XXI. (Cap. 4, p. 94-121)
- Bible Gateway. Available Versions
- Chattaway, Peter T. 1994. Giants in the Bible http://peter.chattaway.com/articles/giants.htm
- Cornwell, Jim A. 1995. Biblical Information of Giants (8,850 B.C. to 1,300 B.C.) From The Alpha and the Omega, Chapter Three http://www.mazzaroth.com/ChapterThree/BiblicalInfoOfGiants.htm
- Dennis, Geoffrey. Nefalim, Refaim, Anakim: Biblical Giants http://ejmmm2007.blogspot.com/2007_02_01_archive.html
- Mayor, Adrienne. 2000. The First Fossil Hunters: Paleontology in Greek and Roman Times. Princeton University Press
- Reina-Valera, 1995. La Biblia. Sociedades Bíblicas Unidas. Miami. http://www.biblegateway.com/versions/index.php?action=getVersionInfo&vid=61&lang=9
- Theoi Project, Exploring Greek mythology and the gods in classical literature and art. http://www.theoi.com/
- Wikipedia, la enciclopedia libre.
- Wikisource, la biblioteca en línea de textos originales http://es.wikisource.org/wiki/Portada

sábado, agosto 9

Grandes huesos fósiles y gigantes imaginarios (3)

Por Heraclio Astudillo Pombo. Dept, Medi Ambient i Ciències del Sòl, Universitat de Lleida


Gigantes en las creencias y tradiciones del Próximo Oriente (1)

Los gigantes en la mitología hebrea

Posiblemente, el hallazgo de grandes huesos y de construcciones ciclópeas, durante su largo periplo migratorio hasta alcanzar y conquistar la "Tierra Prometida", fueron dos hechos observados por los antiguos israelitas en diversas ocasiones y lugares distintos. Tal cosa debió suceder a lo largo del recorrido de su migración desde las tierras de la antigua Palestina, de donde eran originarios, hasta las del antiguo Egipto, en donde habrían acabado como esclavos y luego en la migración, realizada en sentido inverso, después de su huida de Egipto. Tales observaciones habría sido interpretadas míticamente, de forma muy semejante a la sucedida en otras culturas orientales u occidentales, en circunstancias semejantes y situaciones equivalentes.
Las interpretaciones míticas de antiquísimos hallazgos paleontológicos habrían dado origen a narraciones legendarias que habrían pasado de generación en generación, extendiéndose y adquiriendo credibilidad. 
Posteriormente, las primitivas narraciones habrían sido recogidas por escrito y formando parte de diferentes textos míticos y sagrados del pueblo de Israel. 
Los mitos cosmogónicos hebreos constituyen el primer libro sagrado de los israelitas cuya fiel versión cristiana está contenida en el Libro del Génesis. Al antiquísimo mito de la creación divina del universo y del mundo terrenal, con la creación de la raza humana, se habría añadido el mito del origen de los gigantes como producto de unas relaciones sexuales inpropias. 
Es muy posible que la mentalidad mágica de la época comportase la mitificación de los paradisíacos tiempos edénicos y post-edénicos, desconocidos por su verdadera antigüedad, comportando la magnificación de las dimensiones y capacidades sobrehumanas de las primeras generaciones de seres humanos y de otros seres que se suponía convivieron con ellos y que protagonizaban los relatos míticos más antiguos: los primeros seres humanos, los ángeles, los demonios, ciertas bestias, etc., con las que se pretendía explicar la historia de la nación y el origen de los derechos del pueblo de Israel.
Representación pictórica de las supuestas características y condiciones, paradisíacas, del mítico jardín del Edén, donde vivieron las primeras personas creadas por Dios. "Adán y Eva en el Paraíso Terrenal", de Peter Wenzel (1745-1829). Museos del Vaticano
Imagen: El Paraiso 

Según la antigua mitología hebrea, las primeras generaciones de humanos de la antigüedad, más primordial y por ello más mitificada, habrían alcanzado alturas mucho mayores y vidas más longevas que las de los humanos comunes, propios de los tiempos posteriores. Estas creencias se justificaban en una teoría muy extendida y compartida por otras muchas culturas, según la cual la naturaleza, a imagen de los seres vivos, envejecía con el paso del tiempo. En consecuencia la vitalidad y fuerza generativa de la naturaleza, habría ido disminuyendo, progresivamente, con el resultado de que la raza humana, como todos los demás seres viviente, habrían ido degenerando, poco a poco, y como consecuencia habría ido disminuyendo de estatura, de vigor y de longevidad. 

Según esas mismas fuentes mitológicas, hebreas, Adán habría medido 4,5 m. de altura y Noé 3,6 m., por consiguiente si se compara a los padres de la humanidad o de Israel, con la gente 'moderna', que alcanza solo 1,8 m., de altura, es evidente que las primeras generaciones humans habrían pertenecido a unas antiguas razas de gigantes, menguantes con el paso de los siglos y que fueron los primeros pobladores de la Tierra, en los inicios de la historia humana. Además se decía que Adan habría vivido 930 años  que Matusalén había alcanzado los 969 años y Noé los 950...

Gráfico moderno, realizado para poner en evidencia la gran estatura de los hombres antiguos, en comparación con la de los actuales-



Los gigantes en La Biblia.

La Biblia cristiana, es una herencia hebrea, lógica y natural, en una religión surgida a partir de una secta judáica, "El Libro de los libros" de los cristianos recoge las mismas narraciones que contenían los libros sagrados de los hebreos que recogían los mitos de los israelitas. 

En el libro del Génesis, capitulo 6, versículo 4 dice:
"Por aquel entonces había nefalim o nefilim (raza de gigantes) en la Tierra, y también los hubo después de que los hijos de Dios se unieran a las hijas de los hombres y ellas les dieron hijos: éstos fueron los gibborim, una raza de superhombres que fueron los héroes de la antigüedad, hombres famosos. "

El relato bíblico, algunos versículos más adelante, sugiere que los "gigantes antediluvianos", al igual que otros seres, humanos y animales de aquello tiempos antiguos, considerados indeseables por su gran impiedad o por su enorme maldad, fueron exterminados por las aguas purificadoras del Diluvio Universal que envió Yavé para hacer desaparecer sus razas de la faz de la Tierra, al quedar todo el mundo cubierto por las aguas.

Grabado de Gustave Doré, representando una dramática escena del Diluvio, en la que un grupo de desesperados intentan encaramarse sobre una peña aún no cubierta por las aguas diluviales
Imagen: Flood myth 

- Sabiduría 4.6: "Así también, al comienzo, cuando murieron los orgullosos gigantes, la esperanza del mundo se refugió en una balsa (el Arca de Noé) que, conducida por tu mano (Yahvé), dejó al mundo la semilla de una nueva humanidad".


Algunos gigantes escaparon al Diluvio 

Pero parece ser que, a pesar de los catastróficos efectos del Diluvio Universal, no se acabó totalmente la estirpe de los gigantes, pues según otros relatos recogidos por el Antiguo Testamento, se hace evidente que existieron diversos "gigantes postdiluvianos". Pues aparecen protagonizando diversos episodios, más o menos, memorables para los israelitas de aquellos lejanos tiempos, los cuales los situaron habitando en lugares diversos del Oriente Próximo, por los que ellos pasaron de camino hacia la Tierra Prometida, despues de la Huida de Egipto. 
Aquellos "gigantes postdiluvianos", excepcionales, sobrevivientes al castigo divino aparecen citados en distintos libros antiguos, de los que, en conjunto, componen la Sagrada Biblia, tales libros y pasajes, en los que se menciona a los gigantes postdiluvianos, son los siguientes:

Gráfico moderno, realizado a partir de las descripciones de diversos autores antiguos, con finalidad comparativa. De izquierda a derecha: un chico judío, antiguo, normal; el gigante Goliat (según los datos recogidos en la Septuaginta, los Rollos del Mar Muerto y Josefo), el gigante Goliat (según los datos recogidos en Símaco, la Vulgata, y el Texto Masorético) y Og, el rey gigante del reino de Bashán
Imagen: remain of giants 

- Génesis 14.5: "En el año decimocuarto vino Quedorlaomer con los reyes que estaban de su parte y derrotaron a los refaítas (raza de gigantes) en Astarot Karnaim, a los zuzitas (raza de gigantes) en Ham, a los emitas (raza de gigantes) en Save-quiriataim."

- Números 13.33: Cuando Moisés envió espías a la tierra de Canaán, regresaron con la noticia de que allí habitaban gigantes: "Vimos allí nefilim (gigantes), de la estirpe de Anac, (los anakim raza de gigantes). En comparación con ellos , a nuestro parecer, nosotros éramos como langostas, y así les parecíamos a ellos."

- Números 13.24: Y llegaron hasta el arroyo de Escol (territorio de gigantes), y de allí cortaron un sarmiento con un gran racimo de uvas, del cual trajeron dos colgados en un palo, y también enormes granadas e higos. 


Pintura, representando a dos exploradores israelitas que regresan, a su campamento, después de haber estado espiando en el territorio de Canaán, territorio de gigantes, trasportando entre los dos, colgados de un palo, dos gigantescos racimos de uvas, con los que demostrar la gran fertilidad del terreno y la calidad de los frutos cultivados por los gigantes, .
Imagen: Biblija 

- Deuteronomio 2.10: Los emim (raza de gigantes), son un pueblo grande y numeroso, y alto como los anakim o hijos de Anac (raza de gigantes), que habitaron en esa tierra antes. Ellos eran tenidos también, por gigantes como los anakim o hijos de Anac (raza de gigantes); y los moabitas los llaman emitas. 
- Deuteronomio 2.20-21:20 "Por tierra de gigantes fue también ella tenida; habitaron en ella gigantes en otro tiempo, a los cuales los amonitas llamaban zuzitas o zuzim (raza de gigantes).
- 21 Éstos eran un pueblo grande, numeroso y alto, como los hijos de Anac (raza de gigantes), a los cuales Jehová exterminó ante los amonitas. Éstos desalojaron a aquellos y habitaron en su lugar."

- Deuteronomio 3.11: Porque únicamente Og, rey de Basán, había quedado de la estirpe de los refaim (raza de gigantes). Su cama, era una cama de hierro, ¿No está en Rabá de los hijos de Amón (amonitas)? Su longitud es de nueve codos (3,52 m.), y su anchura de cuatro codos (1,76 m.), según el codo de un hombre" (0,44 m.).

Ilustración de un libro, perteneciente a una fábula hebrea, según la cual el rey gigante Og, soberano del reino de Bashan, habría logrado sobrevivir al Diluvio universal que exterminó a todos los demás gigantes, haciendo uso de su astucia, de un unicornio...y del Arca de Noé que le mantuvo siempre a flote.
Imagen: Remain of giants 

- Baruc 3.26, 3.27 y 3.28: ..."26. Allí nacieron los famosos nefalim o nefilim (gigantes) de los primeros tiempos, de gran estatura y expertos en la guerra. 27. Pero no fue a ellos a quienes Dios eligió y les dio el camino de la ciencia; 28. ellos perecieron por su falta de discernimiento, perecieron por su insensatez".

- Eclesiástico. 47.4: "¿Acaso, siendo joven (David), no mató a un gigante y extirpó el oprobio del pueblo, cuando lanzó una piedra con la honda y abatió la arrogancia de Goliat (raza de gigantes)?"

- Josué 12.4: (Conquistas del ejercito de Moisés) "El territorio de Og, rey de Basán y un descendiente de los refaim (raza de gigantes), que habitaba en Astarot y en Edrei, y dominaba en el monte Hermón, en Salca, en todo Basán hasta los límites de Gesur y de Maaca, y en la mitad de Galaad, territorio de Sehón, rey de Hesbón ."

- Josué 13.12;1º: (Josué era ya viejo, entrado en años, cuando Jehová le dijo: «Tú eres ya viejo, de edad avanzada, y queda aún mucha tierra por poseer) ....y en Basán queda aún todo el reino de Og, que reinó en Astarot y en Edrei, y era el último sobreviviente de los refaim (raza de gigantes), pues Moisés los había derrotado y expulsado.

- Josué 15.8; 2º: (Otorgando territorio de la tribu de Judá) ..."Sube este límite por el valle del hijo de Hinom, al lado sur del jebuseo, que es Jerusalén. Luego sube por la cumbre del monte que está enfrente del valle de Hinom, hacia el occidente, el cual está al extremo del valle de Refaim (raza de gigantes), por el lado del norte".

- Samuel 20.4;1º: (Los hombres de David matan a los gigantes) ...."Después de esto aconteció que tuvo lugar una batalla en Gezer contra los filisteos; y Sibecai, el husatita, mató a Sipai, uno de los descendientes de los refaim (raza de gigantes); y fueron humillados"

Joe Taylor, creador del Mt. Blanco Fossil Museum, en Crosbyton, Texas, posando ante un montaje realizado por el mismo con el que este artista polifacético, creacionista convencido, paleontologo aficionado y creyente literalista de los textos bíblicos, pretende demostrar que, en la antigüedad, la Tierra estuvo poblada por humanos y humanoides gigantes. En el centro del montaje, se muestra un fémur de un supuesto gigante y, a la derecha, un fémur humano...
Imagen: Mt Blanco Fossil Museum, 

- Samuel 21.16; 2º: (David era ya viejo, demasiado entrado en años para ir a la batalla) ..."e Isbi-Benob, uno de los descendientes de los refaim (gigantes), cuya lanza pesaba trescientos siclos de bronce, y que llevaba ceñida una espada nueva, trató de matar a David"

- Crónicas 20.4-8:  
- 4 "Después de esto aconteció que tuvo lugar una batalla en Gezer contra los filisteos; y Sibecai, el husatita, mató a Sipai, de los descendientes de los gigantes; y fueron humillados. 
 -5 Y hubo otra guerra contra los filisteos; y Elhanán hijo de Jair mató a Lahmi, hermano de Goliat (un gigante), el geteo, cuya lanza tenía un asta tan grande como un rodillo de telar.  
- 6 Volvió a haber guerra en Gat, donde había un hombre de gran estatura, el cual tenía seis dedos en los pies y las manos, veinticuatro en total; y era descendiente de los gigantes.  
- 7 Este hombre desafió a Israel, pero lo mató Jonatán hijo de Simea, hermano de David.   
-8 Estos eran descendientes de los gigantes de Gat, los cuales cayeron a manos de David y de sus siervos."

Representación artística del momento en que el arrogante gerrero filisteo, el gigante Goliat, es abatido de una certera pedrada, recibida en mitad de la frente, por un joven pastor hebreo, únicamente, armado con su coraje, su fe y su sencilla honda de pastor. La escena representa el hecho tal como es narrado en el relato bíblico. 
Con toda seguridad, Goliat es el gigante bíblico más conocido y popular de todos los muchos que aparecen enumerados en el Antiguo Testamento.


Eso no es todo...

Los gigantes, aún aparecen citados algunas otras veces más, en el Antiguo Testamento, en algunos otros capítulos y versículos que hemos decidido no citar para no aburrir, innecesariamente, al lector. Pero creemos que con toda la información mostrada en los párrafos anteriores quedaría, absolutamente, claro para cualquier lector atento de la Biblia, ya fuese judío o cristiano, que los gigantes debieron haber existdo en el pasado, pues aparecían citados en multitud de ocasiones, por diversos autores de toda confianza para cualquier creyente. 

Además, siendo los gigantes de diferentes clases y diversas nacionalidades, esos mismos lectores de los textos sagrados considerarían que debieron ser seres relativamente abundantes y comunes, en el pasado histórico, en los tiempos cuando se escribió la Biblia. Por lo que no resultaría totalmente increíble, ni nada imposible, poder encontrar algunas partes de sus grandes osamentas, enterradas o/y desenterradas por las fuerzas violentas de la naturaleza, en distintos lugares, de los diferentes países situados en la zona oriental de las costas mediterráneas, algunas

Gráfico moderno, dibujado para que se pueda comparar, visualmente, las dimensiones de los esqueletos de humanos y antiguos gigantes (medidas en pies= 0,29 m)
Imagen: discoveries of biblical giants